Ideario

I D E A R I O

Los Misioneros del Sagrado Corazón de Jesús les presentamos el IDEARIO de nuestro Centro. Nos declaramos COLEGIO CATÓLICO y les ofrecemos nuestro estilo de entender la educación, para que, cuantos nos conozcan, lo hagan realidad viva y operante.

I PRESUPUESTOS FUNDAMENTALES:

  1. Todos los hombres tienen derecho a una educación adecuada, en auténtica igualdad de oportunidades, respecto a todos los niveles educativos, según la capacidad de cada uno.
  2. Los padres son los primeros y principales responsables de la educación de sus hijos y tienen el derecho de elegir para ellos el Centro educativo que estimen más conveniente.
  3. Compete a la sociedad civil fomentar y asegurar la obra educadora, completando u supliendo la misión de la familia.
  4. A la Iglesia corresponde también el deber y el derecho de la educación, en cualquiera de sus grados.
  5. El Estado, como gestor y garante del bien común, tiene la función subsidiaria y de justo control en materia educativa.

II FINALIDAD Y CARACTERÍSTICAS GENERALES:

Conscientes de que existen diferentes maneras de promover el desarrollo integral de la persona, deseamos exponer en este IDEARIO el estilo educativo de nuestro Centro para que los miembros de la Comunidad Educativa -Profesorado, Padres de Familia, Alumnos y demás colaboradores tengan suficiente conocimiento de los puntos que consideramos como básicos y en los cuales ha de quedar enmarcada toda acción educativa.

Partimos de que este Colegio de los Misioneros del Sagrado Corazón de Jesús colabora en la obra educativa de la Iglesia por doble motivo:

Por ello, contribuimos más plenamente con la Familia y con la Sociedad en el desarrollo de la función educativa. Nuestro Colegio, definido dentro de la Escuela Confesional Católica, busca formar hombres y mujeres auténticos, capaces de tomar seriamente la responsabilidad de la creación de una sociedad fraterna, audazmente diversa de la actual.

III ESTILO EDUCATIVO:

Dentro de nuestro estilo educativo queremos destacar las dimensiones siguientes:

A) PERSONAL

Sabemos que cada uno de nuestros alumnos es un hombre o una mujer en proyecto y nuestra tarea es ayudarle a que sea plenamente persona, considerando su propia individualidad. Desarrollar todas las posibilidades de modo que realice su vocación de "ser".

La educación que se imparte en nuestro Centro tenderá a ser:

Dado que son muchos los agentes que influyen en la educación de la persona y que el tiempo de educabilidad dura toda la vida, se procurará que cada alumno asuma su propia educación, es decir, se autoeduque.

B) SOCIAL

"La vida social engrandece al hombre y le capacita para responder a su vocación " (G.S. 25)

Nuestro Colegio, como núcleo de integración social, estará abierto a todos, sin discriminación de ningún tipo.

La educación intentará hacer crecer la dimensión social del alumno de tal modo que:

C) TRANSCENDENTE

El hombre, tanto en su dimensión personal como social, sólo se realiza si se abre a Dios y se compromete a la edificación de un mundo más humano y más justo para todos.

Los educadores "se esforzarán en presentar armonizadas la cultura y la fe, considerando a la persona como ser solidariamente llamado a dar sentido al mundo y a participar de la vida de Dios en Cristo" (Cfr. G.S. 34,62 s)

El hábito de reflexión e interioridad, de adhesión a los valores y reconocimiento de los límites le ayudarán a vivir esta realidad.

En nuestro Centro se proclamará el Mensaje Evangélico, de modo que gradualmente y en plenitud de conciencia, cada alumno pueda hacer una opción progresivamente libre, personal, explícita y madura de la fe cristiana, valorada por si misma y como miembro de la Iglesia de Cristo.

En toda esta tarea integrada de trabajo docente y educativo, pretendemos colaborar con la familia y promover conjuntamente la Comunidad Educativa.

IV LA FAMILIA

"El deber de la educación compete, en primer lugar, a los padres" (G.E. 3)

Por lo tanto la familia no puede desentenderse ni abandonarla a otras personas, en la medida que sea capaz de realizarla por si misma, pues es esta la primera comunidad natural y humana en que se encuentra la persona.

Consideramos el Colegio como la prolongación y complemento de esta educación familiar.

La condición indispensable para lograr una educación eficaz es la estrecha colaboración con los padres de familia, en que prevalezcan las relaciones de mutua confianza, diálogo y participación.

La comunidad familiar será el nexo o puente que integre al alumno en otro grupo más amplio: La Comunidad Educativa. Esta debe ayudarle a introducirse en la comunidad social.

V LA COMUNIDAD EDUCATIVA

Todas las personas comprometidas en las tareas educativas de nuestro Colegio participan de algún modo en la responsabilidad y en la marcha del mismo, aun cuando la última decisión corresponde a la Comunidad Religiosa que promueve el Centro, mientras recaiga sobre ella la última responsabilidad.

Asimismo, todas las personas que colaboran con nosotros participan en la misión educativa de la Congregación.

La Comunidad Educativa no debe aislarse de cara a las otras comunidades en la sociedad. El Colegio se abre a los alumnos y a su educación, pero también al mundo de los mayores.

VI VALOR DE ESTE IDEARIO

Este IDEARIO representa, en su conjunto, un ideal; por ello, es pedagógico caminar con realismo en su puesta en práctica. Así lo piden las posibilidades medias de los grandes grupos de alumnos y la edad y el desarrollo de los mismos.

Los objetivos concretos deben ser tanto más asequibles cuanto las metas finales perseguidas sean más difíciles, para evitar frustraciones en educadores y educandos. De ahí la necesidad de elaborar en cada área educacional objetivos concretos, cuya consecución sea más fácilmente asequible y evaluable, de acuerdo con este Ideario.

Este Ideario tiene valor normativo y sirve de referencia obligada para la evaluación del funcionamiento y resultados de la actividad educativa del Centro.

SISTEMA DE VALORES:

"En estos tiempos se necesitan más que nunca valores, puntos de referencia, y es necesario y urgente un plan de acción educativo basado en tres grandes pilares: la no violencia, la igualdad y la libertad. Estas deberán ser las bases de la educación en todos los países, cualesquiera que sean sus creencias, sus principios religiosos o sus sensibilidades culturales. El reto, pues, es crear un humanismo para el siglo XXI ".

Federico Mayor Zaragoza, Director General de la UNESCO.

El sistema educativo español, configurado de acuerdo con los principios y valores de la Constitución, y asentado en el respeto a los derechos y libertades reconocidos en ella y en la Ley Orgánica 8/1985, de 3 de julio, Reguladora del Derecho a la Educación, se orientará a la consecución de los siguientes fines previstos en la citada ley:

  1. El pleno desarrollo de la personalidad del alumno.
  2. La formación en el respeto de los derechos y libertades fundamentales y en el ejercicio de la tolerancia y de la libertad dentro de los principios democráticos de convivencia.
  3. La adquisición de hábitos intelectuales y técnicas de trabajo así como de conocimientos científicos, técnicos, humanísticos, históricos y estéticos.
  4. La capacitación para el ejercicio de actividades profesionales.
  5. La formación en el respeto de la pluralidad lingüística y cultural de España.
  6. La preparación para participar activamente en la vida social y cultural.
  7. La formación para la paz, la cooperación y la solidaridad entre los pueblos.

En este artículo primero de la LOGSE encontramos claramente expresados algunos de los VALORES básicos que sustentan la convivencia en una sociedad democrática, tales como TOLERANCIA, RESPETO, LIBERTAD, PAZ, COOPERACIÓN, SOLIDARIDAD.

Dado que la educación se propone la formación integral de la persona, ha de incorporar necesariamente los valores éticos que hoy consideramos básicos y fundamentales para la vida y para la convivencia.

Nuestro Centro ha establecido un SISTEMA DE VALORES, coherente con su propia identidad, en los que se basan todas las decisiones curriculares, y que estarán especialmente presentes en los CONTENIDOS ACTITUDINALES de las distintas Áreas.

La formulación de nuestro SISTEMA DE VALORES ha exigido la colaboración de toda la Comunidad Educativa, llegando a aceptar por unanimidad, junto con el sentido transcendente presente en nuestro Ideario, el siguiente: libertad - justicia - solidaridad - igualdad - convivencia (tolerancia - respeto) - paz - responsabilidad - amor - esperanza, haciendo hincapié en la complementariedad de todos ellos.

LIBERTAD

Capacidad para optar, decidir y actuar coherentemente desde criterios propios. Elección responsable, de aquello que es bueno para la propia realización personal, dentro de un bien común, en las diferentes situaciones en que se desenvuelve la persona, el niño, la niña.

Facultad moral que tiene la persona para elegir y obrar en cada momento, sin presiones que la condicione, respetando las leyes y los derechos de los demás.

1.- ACTITUDES:

2.- NORMAS:

JUSTICIA

Actuación equitativa que nos compromete a reconocer y defender la dignidad de cada persona, de cada grupo, dando a cada uno lo que le corresponde, promoviendo el progreso de todos, la igualdad de oportunidades y el bien común.

Valor que inclina a dar a cada uno aquello que le pertenece. Trato de comportamiento igualitario, teniendo en cuenta las características y necesidades de cada grupo.

1.- ACTITUDES:

2.- NORMAS:

SOLIDARIDAD

Colaboración desinteresada , preocupación por la felicidad de los demás. Ser capaces de compartir y ayudar en las necesidades de las personas que conviven en nuestro entorno próximo: familia, colegio, vecinos y grupos más desfavorecidos o marginados de la sociedad.

Vivir unidos a otras personas y grupos humanos, compartiendo sus intereses y necesidades, compensando las injusticias y fomentando el sentido de la justicia.

1.- ACTITUDES:

2.- NORMAS:

IGUALDAD

Favorecer el pleno desarrollo de las potencialidades de cada ser humano, rechazando todo tipo de discriminaciones basadas en diferencias de raza, sexo, clase social u otras características individuales o sociales.

1.- ACTITUDES:

2.- NORMAS:

CONVIVENCIA: RESPETO Y TOLERANCIA

Vivir en armonía con los demás. Crear espacios de respeto, participación, diálogo y bienestar con los grupos humanos con los que convivimos. Contribuir a crear una sociedad tolerante, que sepa aceptar las peculiaridades de las personas y de los pueblos.

1.- ACTITUDES:

2.- NORMAS:

PAZ

Es el fruto de la justicia y de la convivencia en armonía, fomentando actitudes de tolerancia, respeto, aceptación personal y ambiental.

Estado armónico del ser humano consigo mismo y con su entorno. Es un estado de bienestar, de felicidad con uno mismo y con los demás, de equilibrio y de gozo.

Estado o situación de amistad o de entendimiento entre las personas.

1.- ACTITUDES:

2.- NORMAS:

RESPONSABILIDAD

Sentido de superación personal y colectiva. Capacidad para obrar de acuerdo con los compromisos y obligaciones que cada persona asume.

Ser consciente y coherente con la necesidad de crear una sociedad de valores (justicia, solidaridad, , respeto, conservación del entorno...) desde las conductas habituales y el trabajo cotidiano.

1.- ACTITUDES:

2.- NORMAS:

AMOR

Entrega desinteresada a los demás que nos lleva a dar lo mejor de uno mismo sin esperar nada a cambio, buscando el bien ajeno antes que el propio. Estima profunda y desinteresada que va más allá del respeto y la convivencia.

Conjunto de fenómenos afectivos, emocionales y conscientes que vinculan entre sí a las personas.

Descubrir, desde las experiencias de afecto que recibimos de las personas que nos aman, que también amando y entregándonos somos felices.

1.- ACTITUDES:

2.- NORMAS:

ESPERANZA

Fuerza interior que nos mueve a conseguir un ideal que aporta sentido a nuestra vida y nos lleva a crear un clima de confianza y optimismo en los demás.

1.- ACTITUDES:

2.- NORMAS:

Una vez explicado nuestro SISTEMA DE VALORES y realizado el análisis de ACTITUDES Y NORMAS, hemos llegado a la conclusión siguiente, de enorme importancia, a nuestro juicio:

Hablar de un sistema de valores básico para la vida y para la convivencia es referirse igualmente a los llamados temas, ejes o contenidos transversales propuestos para la totalidad del sistema educativo y que han de impregnar todas las áreas. Los objetivos educativos de los ejes transversales son contemplados en los contenidos actitudinales de las distintas áreas del curriculum.